7 Mitos sobre el TDA-TDAH

Últimamente el TDA-TDAH (trastorno por déficit de atención y trastorno por déficit de atención con hiperactividad) está en boca de todo el mundo, pero…a veces decimos cosas que son verdad y otras no tanto, bien porque las hayamos escuchado en alguna parte, las hayamos leído, a veces las fuentes no son muy fiables. ¿Realmente sabemos fundamentar aquello que con tanta fuerza afirmamos?

Con este artículo aprenderás cosas que no conocías sobre TDA-TDAH, y se acabó no saber de lo que hablas.

mitos sobre el tda tdah-un-pedacito-de-psicologia

Bien, antes de conocer los mitos hay que saber algunas cosas que nos van a ayudar a entenderlos y poder argumentarlos.

Las causas del TDA-TDAH provienen de factores principalmente genéticos y ambientales.

Por una parte, en cuanto a los factores ambientales que serían cosas que desencadenan el TDA-TDAH y que no son factores genéticos, podemos destacar los traumatismos craneoencefálicos en la infancia, infecciones del sistema nervioso central, prematuridad, encefalopatía, bajo peso al nacer o consumo de tóxicos durante el embarazo (tabaco o alcohol).

En cuanto a los factores genéticos, debemos saber que la tasa de heredabilidad del TDAH es del 76%. Muchos de nosotros si hubiéramos nacido en esta época hubiéramos sido diagnosticados de algún tipo de TDA-TDAH, pero como hace años no se tenía tanta conciencia sobre estos problemas, pues pasaron desapercibidos.

Ahora que sabemos cuáles son las causas de estos problemas es necesario que conozcamos los tipos, que son tres.

  • Inatento:Si predominan los síntomas de falta de atención.
  • Impulsivo:Si predominan los síntomas de hiperactividad/impulsividad.
  • Mixto:Si se presenta una combinación de déficit de atención e hiperactividad/impulsividad.

Una vez que conocemos algunas cosas más del TDA-TDAH es momento de conocer los mitos más comunes, y si, digo lo más comunes porque no son los únicos, como en todo, siempre puede haber más.

El TDA-TDAH no es una condición médica.

Hay ciertos organismos como por ejemplo el Instituto Nacional de Salud, y la Asociación Americana de Psiquiatría, que sostienen que el TDA-TDAH es una condición médica. Veamos en que se basan.

 Las investigaciones reflejan que este problema se manifiesta en personas de la misma familia lo que indica que se traspasa de una generación a otras y por lo tanto que hay un componente genético. Además con una alta tasa de heredabilidad que como hemos visto antes se sitúa en el 76%.

mitos-sobre-el-tda-tdah-un-pedacito-de-psicologia

Todos los niños con TDA son hiperactivos.

Como hemos dicho antes, existen tres subtipos de TDA, intento, impulsivo y mixto. En uno de ellos predomina la falta de atención, en otro predomina la hiperactividad/impulsividad y, por último, en el mixto una combinación de ambos. Obviamente si hay 3 tipos, no todos los niños y niñas diagnosticados con TDA tienen esta condición.

El TDA-TDAH es producto de una inefectiva educación.

Ya hemos visto que el TDA-TDAH puede deberse a causas genéticas o ambientales, y ninguna de estas dos tiene nada que ver con una crianza errónea. Es cierto que la posterior crianza y educación que demos a nuestros hijos va a influir en los síntomas del problema.

Por ejemplo no es lo mismo que en una casa haya normas claras para un niño con un TDA tipo hiperactivo que una casa donde cada uno conviva a su libre albedrío.

Las normas siempre van a ayudar a centrarse a estos niños y a que su comportamiento mejore. Por este motivo, los padres no deberían culparse de la condición de su hijo pero si pueden tener conciencia de lo importantes que son a la hora de ayudar a estoy niños a minimizar sus síntomas.

El TDA-TDAH sólo afecta a los niños y no a las niñas.

Dentro de los tipos de TDA-TDAH, el tipo inatento suele darse más en niñas y el tipo hiperactivo más en niños. Es cierto que las niñas con TDA-TDAH suelen pasar desapercibidas con más facilidad, porque tienen menos hiperactividad.

El problema es que como pasan desapercibidas, a veces no se detecta el problema hasta que presentan dificultades en el rendimiento escolar en secundaria, en edades entre los 11 y los 15 años.

Si el especialista a la hora de hacer el diagnóstico es demasiado rígido con los criterios diagnósticos, puede decir que como no ha tenido problemas antes de los 7 años no tiene TDA-TDAH.

Es cierto que la mayor tasa de prevalencia es en niños, pero esto no excluye el diagnóstico en las niñas ya que por cada dos niños que padecen TDA-TDAH hay una niña que sufre el problema. Por ello, se debe tener en cuenta que los síntomas se pueden manifestar de diversa manera en niños y niñas.

mitos-sobre-el-tda-tdah-un-pedacito-de-psicologia

El TDA-TDAH desaparece al crecer.

Como una de las causas del TDA-TDAH es genética, no llega a desaparecer en sí, sino que se aprende a manejar sus síntomas.

Es cierto que algunos síntomas de hiperactividad disminuyen con la edad, transformándose en movimientos más finos como pueden ser movimientos repetitivos con el pie o dar continuos golpecitos. Sin embargo, la inatención y especialmente la impulsividad permanecen latentes en la adolescencia y la edad adulta.

Se estima que la tercera parte de los niños con TDA-TDAH dejará de tener TDA-TDAH antes de la adolescencia, la tercera parte dejará de tener TDA-TDAH antes de la edad adulta, y la tercera parte seguirá teniendo TDA-TDAH aún en la edad adulta.

Pero como hemos indicado, aunque algunos ya no cumplen criterios completos de TDA, siguen teniendo síntomas que les afectan, por lo que cada vez más se considera al TDA como un problema crónico que requiere atención a largo plazo.

banner-escritores-blog-un-pedacito-de-psicologia

Un niño o niña con TDA-TDAH es menos inteligente.

Ya hemos dicho al principio que un niño/a con TDAH no es ni más ni menos inteligente, por presentar ciertos problemas para mantener la atención, ser más movidos de los normal o ser muy impulsivos a la hora de respetar normas y turnos entre otras cosas; no significa que su coeficiente intelectual sea inferior.

Posiblemente si a estos niños/as les pasáramos una batería de inteligencia, nos daríamos cuenta de que son iguales o incluso superiores a otros niños/as de su misma edad.

Si es cierto que hay áreas en el cerebro de estos niños que son diferentes, hay una menor actividad cerebral o incluso su desarrollo de la corteza cerebral es más tardío, pero también es cierto que no son estas áreas las que únicamente se encargan de dotar a la persona de inteligencia; al final el cerebro funciona como una amplia red de áreas donde cada una tiene una función pero que funciona como un todo integrado y coherente.

A veces nos puede dar la sensación de que son menos inteligentes por el hecho de tener rasgos de inatención, hiperactividad o impulsividad que generan comportamientos más problemáticos en diferentes contextos, lo cual se traduce por ejemplo en unas calificaciones inferiores en la escuela y esto puede hacer pensar que no son inteligentes, pero la realidad es que esa afirmación no está basada en ningún diagnóstico.

El TDA-TDAH es una enfermedad nueva e inventada, no existe.

Parece que el TDA-TDAH se ha puesto de moda últimamente y la sensación derivada de esa percepción es que se ha inventado recientemente pero… ¿es cierto?

Lo primero que sabemos es que el TDA-TDAH fue descrito ya en 1865 por el Alemán Hoffman en uno de sus cuentos; posteriormente, en 1902 el término fue utilizado por el Inglés Still y por el Español Rodríguez-Lafora, lo que pasa es que en esa época aún no se conocía el término como hoy día lo conocemos. Veámos la evolución del término.

Inicialmente se llamó Disfunción Cerebral Mínima.  En 1950 pasó a ser Síndrome Hipercinético para más tarde, en 1960 denominarse Síndrome del Niño Hiperactivo o Reacción Hipercinética de la Infancia.

Más recientemente ya en 1980 se cambió el nombre a Trastorno por Déficit de Atención (con o sin Hiperactividad) que es como actualmente lo conocemos.

Y por últimos, desde 1994 se llama TDA-TDAH, diferenciando incluso por estos años los tres subtipos.

banner-infantil-blog-un-pedacito-de-psicologia

Aunque el nombre ha ido cambiando según hemos ido sabiendo más sobre el trastorno, la entidad clínica TDA-TDAH está descrita desde hace más de 140 años, ¡¡desde la época de la Reina Isabel II en España!! Por lo tanto, es un problema que últimamente se ha investigado y ha tenido mayor auge pero eso no significa que sea un problema nuevo o inventado.

Ya vemos que sobre el TDA-TDAH circula muchas informaciones, y que no todas son tan reales como pensábamos.

A la hora de diagnosticar o de tratar un problema de este tipo es necesario informarnos y documentarnos para un adecuado manejo del problema, si somos padres debemos buscar la ayuda de un profesional que nos aconseje e informe dándonos pautas.

Si somos profesores o profesionales de otro tipo, debemos tener en cuenta todos los factores que afectan e influyen en la vida del niño/a para un mejor manejo y más completo del problema.

Si quieres saber más cosas sobre TDA-TDAH o necesitas un profesional que os ayude a vosotros y a vuestros hijos o alumnos, puedes encontrar la información que necesitas en http://www.psicoterapiaserendipia.com

Para estar al día de todos nuestros artículos, ¡no olvides seguirnos en Facebook y en Twitter!